Los consejos de Gurdjieff

1. Fija tu atención en ti mismo, sé consciente en cada instante de lo que piensas, sientes, deseas y haces. 

2. Termina siempre lo que comenzaste.
3. Haz lo que estás haciendo lo mejor posible.
4. No te encadenes a nada que a la larga te destruya.
5. Desarrolla tu generosidad sin testigos. 

6. Trata a cada persona como si fuera un pariente cercano.
7. Ordena lo que has desordenado. 

8. Aprende a recibir, agradece cada don. 

9. Cesa de auto-definirte. 

10. No mientas ni robes, si lo haces te mientes y te robas a ti mismo. 

11. Ayuda a tu prójimo sin hacerlo dependiente. 

12. No desees ser imitado. 

13. Haz planes de trabajo y cúmplelos. 

14. No ocupes demasiado espacio. 

15. No hagas ruidos ni gestos innecesarios. 

16. Si no la tienes, imita la fe. 

17. No te dejes impresionar por personalidades fuertes. 

18. No te apropies de nada ni de nadie. 

19. Reparte equitativamente. 

20. No seduzcas. 

21. Come y duerme lo estrictamente necesario. 

22. No hables de tus problemas personales. 

23. No emitas juicios ni críticas cuando desconozcas la mayor parte de los hechos. 

24. No establezcas amistades inútiles. 

25. No sigas modas. 

26. No te vendas. 

27. Respeta los contratos que has firmado. 

28. Sé puntual. 

29. No envidies los bienes o los éxitos del prójimo.
30. Habla sólo lo necesario. 

31. No pienses en los beneficios que te va a procurar tu obra. 

32. Nunca amenaces. 

33. Realiza tus promesas.
34. En una discusión ponte en el lugar del otro.
35. Admite que alguien te supere.
36. No elimines, sino transforma. 

37. Vence tus miedos, cada uno de ellos es un deseo que se camufla.
38. Ayuda al otro a ayudarse a si­ mismo.
39. Vence tu antipatí­a y acércate a las personas que deseas rechazar.
40. No actúes por reacción a lo que digan bueno o malo de ti. 

41. Transforma tu orgullo en dignidad. 

42. Transforma tu cólera en creatividad.
43. Transforma tu avaricia en respeto por la belleza. 

44. Transforma tu envidia en admiración por los valores del otro. 

45. Transforma tu odio en caridad. 

46. No te alabes ni te insultes. 

47. Trata lo que no te pertenece como si te perteneciera. 

48. No te quejes. 

49. Desarrolla tu imaginación. 

50. No des órdenes sólo por el placer de ser obedecido. 

51. Paga los servicios que te dan. 

52. No hagas propaganda de tus obras o ideas. 

53. No trates de despertar en los otros emociones hacia ti como piedad, admiración, simpatí­a,
complicidad. 

54. No trates de distinguirte por tu apariencia. 

55. Nunca contradigas, sólo calla. 

56. No contraigas deudas, adquiere y paga en seguida. 




Nacido en la Armenia rusa, G. I. Gurdjieff buscó en las fuentes ancestrales las respuestas a las preguntas fundamentales del ser humano. Sus planteamientos constituyen un revolucionario y coherente cuerpo de ideas interrelacionadas, que guían al auténtico buscador por el camino de la evolución consciente. Figura mística y polémica, el "Tigre de Turkestán" dejó un poderoso legado orientado al despertar de las conciencias dormidas. 

0 comentaris:

Publicar un comentario